The Way Back

6.7
Una antigua estrella del baloncesto caída en desgracia y sumido en el terrible mundo de las adicciones trata de volver al sendero correcto como entrenador de un equipo de instituto cuya mayor peculiaridad es estar compuesto por un variopinto grupo de estudiantes... The Way Back Critica: El director Gavin O’Connor proporciona a Ben Affleck la ocasión de mirarse al espejo con ‘The Way Back’, su último trabajo. Interpreta a un alcohólico. Todo el mundo en el celuloide conoce y está pendiente de su complicada relación con la bebida. Sus entradas y salidas de caros centros de rehabilitación tras otras tantas recaídas son portadas en los medios. Asumir un papel en semejantes circunstancias no está al alcance de cualquiera. ¿Provocación?. ¿Apología del egocentrismo?. ¿Extravagancia?. ¿Genialidad?. Sea como fuese, el caso es que Affleck se sabe en el punto de mira. Y en lo artístico no defrauda. En comedida interpretación, es la viva imagen de la desolación, del abatimiento. O’Connor impone un ritmo pausado mientras dibuja a un hombre torturado, con sufrimientos que amagan con provocar una explosión nunca materializada. En efecto, Affleck da vida a un borracho. Un hombre que ha perdido a su mujer por la adicción y que mantiene a su hermana en vilo, mientras la siguiente metedura de pata se hace poco de esperar. Que bebe en soledad y en compañía, tras la barra de un bar o en el salón de casa, matando las horas del reloj hasta llegar a la cama como una cuba. Tampoco cambia esta rutina la llamada de su antiguo instituto para entrenar al equipo de baloncesto, del que antaño fuera una estrella. Nada sirve de aliciente. ‘The Way Back’ sitúa a su protagonista en una pendiente autodestructiva a prueba de frenos. Un declive en lo personal cuyas razones O’Connor cocina a fuego lentísimo, entroncándolo con el sentimiento de pérdida. Esas cosas irreemplazables frente a lo cuál, todo lo demás sobra, sabe a vacío. Envolviendo este drama conmovedor, se abre paso el golpe efectista en forma de equipo perdedor encaramado al triunfo a base de trabajo, esfuerzo y una pizca de mala leche, al que se añade el talento del nuevo entrenador.... The Way Back
<

Descargar

Servidor Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
Array 1080P Español Latino 25/09/2020 2.30 GB 2431 Descargar
Array 1080p Dual Español Latino 06/01/2021 1.74 GB 614 Descargar
Array 1080p Dual Español Castellano 06/01/2021 1.74 GB 1428 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Todo va a estar bien

Comedia Drama
7.7

Julia y Ruy viven bajo el mismo techo, pero ya no funcionan como pareja. Ahora, se esfuerzan por llevar la fiesta en paz por el bien de su hija Andrea.... Todo va a estar bien Critica: Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia.

Ferry

Acción Crimen Drama Suspense
6.3

Antes de crear un emporio de la droga, Ferry Bouman vuelve a su ciudad para vengarse. Allí se pondrá a prueba su lealtad y el amor le cambiará la vida....Ferry Critica: prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia.... Ferry

Raymond & Ray

Comedia Drama
5.9

Cuenta la historia de dos medio hermanos criados a la sombra de un padre terrible. Pese a todo, tienen mucho sentido del humor, y el funeral de su padre es la ocasión perfecta para reinventarse. En esta historia hay cabida para la ira, el dolor, la locura, el amor... y hasta para cavar tumbas.... Raymond & Ray Critica: Pero vayamos por partes, porque hay muchos aciertos pero también otros tantos deméritos dignos de mención. Entre lo positivo está la puesta en escena que recrea, prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia.... Raymond & Ray

Un viaje de diez metros

Drama
7.3

Hassan Haji conoce el mundo de la restauración desde muy pequeño, cuando su abuelo regentaba el restaurante justo debajo de su casa en la ciudad de Bombay. Cada día el olor a curry y a especias subía para llenar toda la casa de ese aroma tan peculiar y agradable. Ahora es su nieto, Hassan, quien dirige el restaurante, pero una inesperada tragedia le empuja a él y a su familia a buscar un nuevo local para el negocio y una casa en un pueblo de los Alpes franceses. The Hundred-Foot Journey Un viaje de diez metros Critica: Es una película amable, acogedora, simpática, llena de colorido, sensual, expansiva y encantadora, un vistoso suflé atiborrado de sabor, olor, sugerencias y buenas vibraciones. Casi demasiado bonita para ser creíble, simple como el mecanismo de un chupete y de una superficialidad algo automática y sin alma. Tiene la virtud de hacer del paladar y el disfrute de los sentidos su centro narrativo y temático, pero tan loable punto de partida – por lo general postergado tanto en el cine como en la vida – se queda en buenos propósitos llenos de bonhomía, buen rollo y cortedad de miras y bastante famélicos logros más allá de la estampita florida, jacarandosa y preciosista. Un viaje de diez metros Resulta campechana, nada ofensiva y se me hace difícil de criticar porque no hay nada que no funcione bien ni cumpla su propósito de entretener con decoro, equilibrio y buen gusto. Consigue lo que se propone y entretiene durante toda su proyección, con ritmo y fluidez, sin sobresaltos ni sorpresas, de una afabilidad contagiosa y positiva, estudiada sencillez y benevolencia ecuménica digna de elogio. Pero todo resulta demasiado estudiado, prefabricado, como una receta en que nada sobra ni falta pero que sabe a poco, se queda corta, acaba uno con hambre, no va a ninguna parte, apenas levanta el vuelo y se queda exangüe, sin nervio, mordiente o intensidad. Falta ingenio y los personajes son planos y sin densidad ni interés. Los buenos propósitos es lo que tienen: se alcanzan y ya está. Un viaje de diez metros Helen Mirren está en su papel de dama estirada con corazón, pero como todo lo demás, carece de verdad o intensidad. Es un cliché andante. Y la familia protagonista lleva con solvencia el peso de una tenue trama de superación, dificultades y oprobios – y poco más. Tentado estoy de alabar la bella fotografía de Linus Sandgren (porque realmente lo merece) que saca partido a la comida, los paisajes y los interiores, o de resaltar de nuevo el eficaz chorro sonoro de A.R. Rahman (sí, la bullangera alma oscarizada de ‘Slumdog Millionaire’), pero produce tristeza que los apartados más reseñables sean los técnicos. Un viaje de diez metros

El milagro del Padre Stu

Drama
7.4

La historia real de un boxeador convertido en sacerdote. Cuando una lesión pone fin a su carrera como boxeador amateur, Stuart Long se muda a Los Ángeles en busca de dinero y fama. Mientras se las arregla como empleado de un supermercado, conoce a Carmen, una maestra de escuela dominical que parece inmune a su encanto de chico malo. Decidido a ganársela, el agnóstico de toda la vida comienza a ir a la iglesia para impresionarla. Sin embargo, un accidente de motocicleta lo deja preguntándose si puede usar su segunda oportunidad para ayudar a otros, lo que lo lleva a darse cuenta de que está destinado a ser un sacerdote católico.... El milagro del Padre Stu Critica: Se trata de una película de temática religiosa y más en concreto católica. Ante lo cual y a priori la mayoría de las críticas que podamos leer sobre ella no tendrán piedad y desconsiderarán el filme lo más posible, pues al parecer el catolicismo es la única religión del mundo (y encima con dos milenios de antigüedad) que la generalidad de librepensadores, liberales, progres, ateos, post-religiosos y amilanados de toda clase de pelaje, se atreven a atacar, despreciar y perseguir con saña. Entonces, yo proclamo que este filme es muy estimable e imantador, argumentando como argumenta la vida de un hombre real anti religioso (hijo de padres descreídos, medularmente poco ejemplares e intrascendentes), quien por conquistar a una mujer catequista de la que se enamora, consiente en pasar por ciertos aros de religamiento como son el asistir a catequesis y ser bautizado en la Iglesia Católica, con tal de que ella lo acepte como novio. Y la cosa no para ahí, sino que la transformación de él irá a más. Todo ello, resulta sobresaliente y digno de atención vista la destrucción casi total de las más mínimas nociones morales-religiosas dentro de las familias o la clase de religión católica en las escuelas de hoy en día; hasta el punto que en las sociedades «civilizadas-demócratas» se ha llegado casi a la desaparición cultural de Dios y de la teología tomista. Pero, como Dios ES y la presencia cultural de Dios es la base imprescindible para que sea posible la experiencia de su presencia sapiencial (y esto ningún negado o negador puede evitarlo), por más que culturalmente a Dios lo hayan convertido en un «extraño en nuestra sociedad», antes o después, de una manera o de otra, necesaria y sapiencialmente Dios muestra su gracia, su insuperable fuerza espiritual y transformadora sobre lo más resistente e insospechado. Así lo vemos en esta película, siendo testigos de una conversión muy difícil e inesperada de un hombre golpeador y golpeado, Stuart Long, que llega a aguarle la fiesta a sus progenitores y, lo más sorprendente, a la misma cautivadora que lo atrajo a su religión.... El milagro del Padre Stu

A todos los chicos: Para siempre

Comedia Drama Romance
8.2

Es el último curso del instituto. Lara Jean regresa de un viaje familiar a Corea y se plantea su futuro universitario... con y sin Peter....A todos los chicos: Para siempre Critica: *Una final dulce por San Valentín Netflix tiene una estrategia clara con A todos los chicos Para siempre, estrenada el fin de semana de San Valentín. Lara Jean es la protagonista más dulce de su catálogo, algo cursi, algo estereotipada, le gusta la repostería y la novela romántica. En esta entrega es más segura de sí misma y se aleja de la inmadurez de las primeras películas. El reparto incluye a dos actores que harán de gancho para un público más adulto. Estos interpretan a la hermana y el padre de Lara Jean, respectivamente son Janel Parrish (Bratz, 2007; Pequeñas mentirosas, 2010) y John Corbett (Sexo en Nueva York, 1998; Mi gran boda griega, 2002). *La Lara Jean más madura hasta ahora A todos los chicos Para siempre se aleja de sus predecesoras, que fueron comedias de enredos, equívocos y engaños hasta llegar a la repetición en la secuela. En esta ocasión, se centran en tomar decisiones que afectan al futuro de los protagonistas. Un problema intergeneracional, que más de un espectador habrá vivido, o va a hacerlo pronto.....A todos los chicos: Para siempre