Joe Guarro ¡Vaya pringado!

4.5
Joe Dirt es un feliz hombre de familia que cuando se encuentra transportado al pasado, comienza un épico viaje para intentar volver con sus seres queridos al presente. Joe Guarro Critica: Secuela quince años después (y directa para vídeo demanda) de las ¿aventuras? de Joe Dirt ("La sucia historia de Joe guarro", 2001) que tiene la virtud de ser menos graciosa aun que que la primera entrega lo cual significa que garantiza una magnífica siesta al espectador. Además, tira mucho de referentes de la América profunda con lo que la desconexión es aun mayor con cualquier espectador que no tenga una brizna de heno colgada de la boca. Una secuela solo para fans (si es que los tiene) que utiliza los tópicos como viajes en el tiempo, etc para construir una floja historia destinada tan solo a cuatro momentos de lucimiento de David Spade donde apenas brilla ya su estrella (y pensar que ha aceptado la secuela por la presión de los fans...). Mejor pasad de largo, es un buen consejo, creedme. Joe Guarro Por una parte, soy un tardío fan de la cinta original. En 1983 me pareció un pestiño (era un adolescente abducido por ‘La guerra de las galaxias’); en 1992, en mi opinión, el montaje del director mejoraba (y mucho) la propuesta; pero no fue hasta hace algunos pocos años, ya en formato blue-ray, en que me sedujo y cautivó por completo y sin reservas. Por otra parte, soy un entusiasta admirador del director Denis Villeneuve, de quien sólo he visto aciertos de todo género y planteamiento, un virguero de las imágenes y del montaje, un artista incontestable y evidente, lo mejor que me he encontrado en una sala de cine en lo que va de siglo. Es decir, que iba con ganas y sana curiosidad al cine, esperando encontrar un propuesta inédita y – sea cual fuera el camino elegido – llena de aciertos… pero nada más lejos de la realidad.Pero vayamos por partes, porque hay muchos aciertos pero también otros tantos deméritos dignos de mención. Entre lo positivo está la puesta en escena que recrea, prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Joe Guarro Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia. Joe Guarro
<

Torrents

Servidor Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
Array 1080P Español Latino 05/02/2020 1.70 GB 268 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Planet 51

Animación Aventura Ciencia ficción Comedia Familia
5.7

Planet 51 es la historia de una familia de extraterrestres que vive tranquilamente en su planeta hasta la llegada de lo que para ellos es un alienígena: un hombre. El Capitán Charles "Chuck" Baker, astronauta americano, aterriza en Planet 51 pensando que es la primera persona en pisar el planeta. Para su sorpresa, descubre que el planeta está habitado por pequeñas criaturas verdes que viven felizmente en un mundo plagado de cercas blancas, reminiscencia de la alegre inocencia de la América de los años 50, y cuyo único temor es el de ser invadidos por alienígenas... ¡como Chuck! Ayudado por su compañero robot "Rover" y su nuevo amigo Lem, Chuck tendrá que abrirse camino a través del deslumbrante y desconcertante paisaje de Planet 51 para no convertirse en pieza permanente del Museo Espacial de Invasores Alienígenas de Planet 51 Critica: Planeta 51 es la prueba plausible de que cada vez es menor la distancia que a nivel gráfico separa a las superproducciones de Disney, Pixar y Dreamworks de las películas de animación más austeras. Es irrefutable que la película de los españoles Jorge Blanco y Javier Abad consigue unos efectos visuales, en lo que a movimiento, volumen, profundidad y diseño, equiparables a los trabajos de Brad Bird, Andrew Stanton o Andrew Adamson. Ahora bien, ¿acaso Los increíbles, Wall-e o Shrek (por citar algunos ejemplos) han pasado a la historia de la animación únicamente por la calidad técnica que sin duda atesoran? La respuesta es: rotundamente NO. Planet 51 Además de estos valores técnicos indispensables para ser consideradas obras maestras de la animación, estas películas han hecho gala de un conocimiento del lenguaje cinematográfico, de una sensibilidad y de una trascendencia discursiva tales que la peyorativa etiqueta de “infantil”, que tradicionalmente acompaña a las llamadas películas de “dibujos animados”, ha comenzado a ponerse en entredicho seriamente. ¿Posee Planeta 51 estas cualidades extraordinarias que marcan la edad adulta de la animación para todos los públicos? Ni por asomo. Planet 51 Esta producción hispano-británica es una historia de temática alienígena en la que los roles se invierten. ¿Y si fuéramos nosotros los visitantes y no los visitados? ¿Y si un astronauta de la NASA aterrizara en un planeta habitado por una civilización avanzada? ¿Y si la concepción que tiene esa civilización extraterrestre sobre los alienígenas fuera igual de recelosa, prejuiciosa y fantasiosa que la nuestra? En base a estos términos, y recurriendo conscientemente a todos los tópicos habidos y por haber, Planeta 51 rinde obligado homenaje a las principales películas sobre extraterrestres, desde la ciencia ficción de los años 50 (Them!, La guerra de los mundos, El experimento del Dr. Quatermass, Ultimátum a la Tierra…) hasta E.T. y Alien. Sin embargo, los guiños cinéfilos no consiguen que Planeta 51 se desmarque lo suficiente de ese tono superficial e infantil del que Ratatouille, Up O Wall-e sí se desprendieron. Planet 51

Dos tipos peligrosos

Acción Comedia Crimen
7.1

Ambientada en Los Ángeles durante los años 70. El detective Holland March y el matón a sueldo Jackson Healy se ven obligados a colaborar para resolver varios casos: la desaparición de una joven, la muerte de una estrella porno y una conspiración criminal que llega hasta las altas esferas. The Nice Guys Dos tipos Critica: Dos detectives, el de lo del bar y el que tiene prisa, unen sus fuerzas para encontrar a una estrella porno. Sí, nos suenan esos casos típicos de detectives privados baratos. Bien. Ritmo irregular, diálogos poco precisos, cómica en varios aspectos y trama a trompicones, aún así: Bien ¿Por qué? Porque la película tiene un encanto especial, un encanto a base de sumergirte delicadamente en unos auténticos aires setenteros. O al menos, muy acertados. Y luego están ellos. Dos tipos Russell Crowe, todo fondón, se desenvuelve estupendamente y consigue sostener un peculiar detective, casi sin historia, que puede que se quede un poco en el aire a la hora de exponer sus razones para formar sociedad con Ryan Gosling, pero debemos entender que los términos de la investigación están por debajo del poder contemplar a ambos actores en dos papeles peculiares y lejos de sus ámbitos normales. Y están fenómenos. Como en los 70: el vestuario logrado, los coches ideales, música Disco de la época de los magnetofones a lo Ritchie Family, matones horteras con esas gafas de sol de pasta gruesa que tanto se usaban entonces, les habrá costado encontrarlas, y ¡cómo no! una mujer negra a lo Blaxploitation, con el pelo cardado formando redondel y todo trasladado con mimo y coherencia a la pantalla. Dos tipos

Pixie

Comedia Crimen Suspense
5.9

Para vengar la muerte de su madre, Pixie planea un atraco, pero debe huir a través de Irlanda de los gánsteres, enfrentarse al patriarcado y elegir su propio destino.....Pixie Critica: Este thriller con dosis de humor negro es capaz de cualquier cosa. Lo mismo la protagonista clava un cuchillo en la mano de un poderoso traficante, como otro de los protagonistas atropella sin pensárselo dos veces a un novio celoso que amenaza con entrar en la casa. La película consigue llevar un tono ligero y sin expectativas que recuerda, muy vagamente, al cine de Guy Ritchie. Un listón demasiado alto para “Pixie”. Unos personajes que actúan por impulsos, como si cada uno tuviera alma de mafioso o mafiosa escondida en alguna parte, no puede llevar otra dirección que no sea una huida hacia adelante. El guion se encarga de desarrollar lo justo los personajes para no tener que justificar después alguna decisión que comprometa lo construido. Una trama que mezcla robos, asesinatos, violencia y picaresca en una especie de road movie que siempre resulta simpática, pero que no tiene fuerza ni personalidad propia. Pixie “Pixie” es desenfadada y consciente de su lugar en el mundo, aunque su director parezca no entender el recorrido natural de la cinta. Thompson demuestra que se ha visto muchas películas similares porque es incapaz de aportar detalles de su cosecha. Todo su trabajo es correcto, pero transita por lugares comunes que otras han recorrido con un paso más firme. Y quizás esta sea la desventaja de “Pixie”: que recuerde a otras mejores con las que no aguantará comparación.....Pixie

Operación casino

Comedia
5.7

Una matrimonio se gasta los ahorros que tenían previstos para pagar la universidad de sus hijas, así que para intentar solucionar este grave problema deciden abrir un casino en el sótano de su casa. Operación casino Critica: Es mala en el sentido literal de la palabra: no hay demasiado a lo que agarrarse para defender esta "The house", donde lo mejor de largo es la comicidad de Will Ferrell -por qué este hombre ha tenido tan pocas oportunidades para brillar en películas mínimamente aceptables-. Su compañera de reparto Poehler será muy divertida en su casa, pero a mi me resulta una petarda sin pizca de comicidad. El argumento es de sonrojo, y por tanto innecesario siquiera de insinuar; baste con decir que la cosa va de "por la felicidad de una hija, haremos lo que sea menester". Cosas a favor: es corta, no pretende ser lo que no es, la moralina que transmite la sumerge en montañas de animaladas de todo tipo y tiene cameos variopintos. Al final, al verla te fijas en cosas totalmente suprefluas como "esta ayudante del concejal -ya un personaje secundario- no es la prota de Fargo?". Y vas y lo gogleas, y como aciertas esbozas la sonrisa que debería producirte ver lo colocada que va de maría la madre de la criaturita. Lo mejor de la película lo suelto en el eJpoiler. No la recomiendo salvo a fanáticos de Ferrell.

Mi villano favorito 2

Animación Comedia Familia
6.9

Los directores Pierre Coffin y Chris Renaud vuelven a trabajar juntos para traernos la esperada secuela de 'Gru. Mi villano favorito'. La película de animación de los estudios Universal, giraba en torno a una apacible y colorida población en la que vivía el malvado Gru (voz original de Steve Carell, 'Crazy, Stupid, Love'). Ayudado por su batallón de Minions, unos pequeños seres de color amarillo, intentaron robar la Luna, aunque no todo acabó como esperaban. Tres niñas curiosas y algo traviesas se cruzaron en su camino, entorpeciéndole todos sus planes y conviertiendo su objetivo en una alocada hazaña interestelar. Ahora, 'Gru, mi villano favorito 2', narra una nueva aventura en la que Gru volverá a estar acompañado de simpáticos humanoides. Despicable Me 2 Mi villano Critica: Mi eterno complejo de Peter Pan me acompaña alá donde quiera que voy. Por su culpa, a la hora de elegir un nuevo aporte que enriquezca mi cinefilia, en mi búsqueda, suelo centrar mi atención en todas aquellas películas de animación dirigidas al público infantil. Cuando estas películas consiguen reunir entre sus virtudes las de saciar mis deseos de niño con mis aspiraciones de adulto, se suele obrar el milagro de enamorarme de una película. El ejemplo más claro de esta realidad es mi ferviente devoción por las (para mí) obras maestras de los estudios Pixar. Mi villano Cuando se estreno en 2010 "Gru, mi villano favorito", la presencia en pantalla de unos pequeños personajes amarillos de lenguaje indescifrable y aspecto adorable, llamó a las puertas de mi infantil subconsciente arrastrándome al interior del patio de butacas para descubrir una película con encanto propio, que si bien estaba contada con prisas y poco cuidado narrativo, me sumergió de lleno en un universo plagado de humor y ternura ofreciendome un excelente entretenimiento que consiguió hacerse un recuerdo en mi memoria. Universal parecía haber encontrado su bastión para ofrecer pelea en la encarnizada batalla del cine de animación. Su éxito, auguraba el inicio de una nueva franquicia para mi peterpanismo. Mi villano La llegada de "Gru 2, mi villano favorito", confirma la apuesta de los estudios por los personajes creados de la mano de Pierre Coffin y Chris Renaud, que repiten en la dirección. Con una cuidada animación, y jugando con unos protagonistas que ya no son extraños para el público, esta secuela cumple con el tópico de explotar los recursos que hacían destacable la primera entrega, pero por suerte, lo hace sin agotar las virtudes y destapar las carencias de su predecesora. Su galería de personajes permanece intacta: Gru sigue siendo ese malvado torpe pero encantador; las tres hermanas mantienen su magia, comandadas por el magnetismo adorable de la pequeña Agnes; se incorporan nuevos personajes alocados que no desentonan con el fondo de la cinta como Lucy o "El Macho"; y, como no, siguen poblando la pantalla esos locos bajitos y amarillos de los minions, que con su irreverente dulzura, y explotando el humor físico en la mejor tradición de la comedia muda, sin duda siguen acaparndo los mejores momentos de la película. Mi villano

Absolutamente fabulosas

Comedia
5.5

Versión cinematográfica de “Absolutely Fabulous”, serie producida de 1992 a 1995, que presentaba las desventuras de Edina y Patsy, dos amigas inmaduras, fumadoras empedernidas, alcohólicas y adictas a cualquier tidpo de droga, que llegaron en la edad media, pero se niega a envejecer. En la comedia escrita por Jennifer Saunders, las dos amigas continúan buscando los placeres de la vida. Sin embargo, durante una fiesta en un yate, accidentalmente matan a la modelo Kate Moss. Huyendo de las autoridades, las dos deciden esconderse en la Riviera Francesa. Absolutely Fabulous, the Movie Absolutamente Critica: Por una parte, soy un tardío fan de la cinta original. En 1983 me pareció un pestiño (era un adolescente abducido por ‘La guerra de las galaxias’); en 1992, en mi opinión, el montaje del director mejoraba (y mucho) la propuesta; pero no fue hasta hace algunos pocos años, ya en formato blue-ray, en que me sedujo y cautivó por completo y sin reservas. Por otra parte, soy un entusiasta admirador del director Denis Villeneuve, de quien sólo he visto aciertos de todo género y planteamiento, un virguero de las imágenes y del montaje, un artista incontestable y evidente, lo mejor que me he encontrado en una sala de cine en lo que va de siglo. Es decir, que iba con ganas y sana curiosidad al cine, esperando encontrar un propuesta inédita y – sea cual fuera el camino elegido – llena de aciertos… pero nada más lejos de la realidad.Pero vayamos por partes, porque hay muchos aciertos pero también otros tantos deméritos dignos de mención. Entre lo positivo está la puesta en escena que recrea, prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Absolutamente Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia. Absolutamente