Espejito espejito

5.9
Nueva versión en clave de comedia del cuento de Blancanieves narrado desde el punto de vista de la malvada madastra. Siete valerosos y rebeldes enanitos ayudarán a Blancanieves a reclamar sus derechos al trono, que le pertenece por nacimiento, y a conquistar al Príncipe con el que pretende casarse la temible Reina. Mirror Mirror Espejito espejito Critica: Me encanta que se reinventen los clásicos. Me parece estupendo cuando se moderniza una ópera, se reescribe un concierto o se revisa un libro famoso. Pero hay unos mínimos que cumplir, el primero, que la nueva obra aporte algo más a la tradicional, y el segundo, que no la ridiculice. Desde el principio el guion yerra, pues no da con el tono que quiere, o sencillamente no tiene ninguno. Porque si desde la primera secuencia se hubiera decantado por una versión humorística, mejor le hubiera ido. Pero aquí los guionistas (Melisa Wallack, Jason Keller) se hacen de la picha un lío y mezclan sin ton ni son humor y drama, produciendo el efecto típico de una empanada. Una empanada donde tenemos buenos decorados (por ordenador, pero buenos), mucho colorido, vestuario destacable, diálogos que dan pena y, al final, como guinda salada (porque todo en la película es así de caótico), un numerito bollywood con una Blancanieves fuera de todo el tono que ha llevado a lo largo de la película al que asiste un príncipe tontolhaba que mira a su enamorada rígido como un palo (podía haber hecho que bailaba, ¡cáchis!, ¿para qué existen los dobles?. Espejito espejito Esta película de Tarsem Singh se carga el clásico de los Hermanos Grimm por todos los lados. Ni es para niños, ni es para mayores. Si yo fuera un niño o niña y conociera el cuento clásico, creo que lloraría viendo al príncipe hacer el ridículo más espantoso. Lo de Blancanieves convertida en ninja pase, pero lo de un príncipe –guapo donde los haya, por cierto, Armie Hammer- que va de payaso tonto, al que le llueven los tartazos, es para indignarse. Pero lo más triste, lo más patético y lo que más vergüenza ajena me hizo pasar fue lo de la pobre Julia Roberts. Creo que no se merece, todavía, hacer este tipo de papeles (claro que en el cine made in Hollywood la Roberts ya es una carroza…). Espejito espejito
<

Torrents

Servidor Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
Array 1080p Dual Español Latino 17/12/2019 1.54 GB 466 Descargar
Array 1080P Español Latino 17/12/2019 1.54 GB 145 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Llámame por tu nombre

Drama Romance
8.3

Elio Perlman (Timothée Chalamet), un joven de 17 años, pasa el cálido y soleado verano de 1983 en la casa de campo de sus padres en el norte de Italia. Se pasa el tiempo holgazaneando, escuchando música, leyendo libros y nadando hasta que un día el nuevo ayudante americano de su padre llega a la gran villa. Oliver (Armie Hammer) es encantador y, como Elio, tiene raíces judías; también es joven, seguro de sí mismo y atractivo. Al principio Elio se muestra algo frío y distante hacia el joven, pero pronto ambos empiezan a salir juntos de excursión y, conforme el verano avanza, la atracción mutua de la pareja se hace más intensa. Call Me by Your Name Llámame Critica: Una historia mil veces contada (como todas), que se nos intenta vender como si fuese el último gran triunfo del cine anticomercial frente al todopoderoso y perverso cine comercial. David frente a Goliath, el bien frente al mal. Gran trampa, pues estamos ante una cuidada labor de marketing y promoción, para un tipo de público muy sensible a ese tipo de promoción y marketing camuflados, que nos vende un producto manufacturado , como si fuese una obra de artesanía (que no de arte). Llámame Si el gran atractivo , para mí, de esta película era el guión de James Ivory, ni siquiera eso consigue convencerme. Su narración se pierde en miles de detalles meramente estéticos que no hacen sino ralentizarla. Entre plano y plano de paisajes, o de rincones hermosos o de una mosca que pasaba por allí, avanzan a trompicones y con lagunas imperdonables las relaciones entre los protagonistas y entre éstos y el resto de personajes. Un guión quizás en demasía literario. Uno de esos casos en que 100 minutos son mejor que 130. Apenas consigue rascar la superficie de los sentimientos, de los temores o los deseos de los personajes. Coloca al espectador en posición de mero "voayeur", en vez de hacerle partícipe. Desperdicia el gran potencial erótico y sensual de la historia y de cada encuentro con agotadores alardes de esteticismo. La cámara se empeña en demasía en que nos enamoremos del jovenzuelo Timothée Chalamet (al que no hay nada que reprochar), desaprovechando e incluso dejando sin sentido (por esas lagunas de que hablaba) la sólida interpretación de Armie Hammer. Sí que le regala a Michael Stuhlbarg esa confesión imposible, y un poco Disney, que para mí es la mejor escena de la película y con la que se debería haber cerrado. Pero una vez más se empeñan en alargar la historia sin sentido y darnos dos finales que por separado podrían funcionar, pero consecutivamente restan más que sumar. Llámame

La máscara

Comedia Crimen Fantasía Romance
6.8

Stanley es un ingenuo empleado de banca incapaz de enterarse de cuándo se aprovechan de él, al que su jefe mangonea, al que su casera humilla, y al que solamente su perro parece ser capaz de aguantar. Charlie, un amigo suyo, le invita a ir al cabaret Coco Bongo para intentar estimularle y conseguir que espabile. Pero antes de que eso ocurra, aparece la bella Tina Carlyle, que entra en el banco para hablar con Stanley y de paso fotografiar la caja fuerte con una mini cámara. Es entonces cuando Stanley encuentra una máscara que le da grandes poderes, pero que también le quita todos sus miedos: ahora es libre de actuar como quiera..The Mask La máscara Critica: En ocasiones, cuando uno vuelve a ver una película que había visto por última vez en la infancia, puede arrepentirse de haber vuelto a repetir la experiencia, quizá por que ahora, se puede llegar a comprender más su contenido. También es cierto que puede suceder que se disfrute incluso más, recordando por qué a uno le gustó tanto por aquel entonces, que es lo que me ha ocurrido a mi exactamente con La Máscara. Una película que vi cuando era un crío y que, pasados los años, he vuelto a ver para poder disfrutar una vez más de esta maravilla de película. La historia empezará mostrándonos la vida de Stanley Ipkiss (Jim Carrey), un empleado de un banco al que constantemente toman el pelo y le mangonean. Es entonces cuando, por casualidades de la vida, Tina (Cameron Díaz) aparece en el banco donde trabaja Ipkiss para solicitar un préstamo bancario. Lo que éste no sabe es que las intenciones de Tina van más allá de sus operaciones bancarias, pues quiere fotografiar la caja fuerte del banco. Tina es la chica de Dorian Tyrell (Peter Greene), un delincuente que posee el nightclub Coco Bongo que desea expandir su imperio y desbancar al rey del crimen de la ciudad de Edge City, Niko (Orestes Matacena). Charlie, el amigo de Ipkiss, le consigue a éste unas entradas para ir al Coco Bongo pero por desgracia no logra entrar en el local y se queda fuera. Después de acabar un día más de la peor manera posible y hecho un desastre, al terminar el día se encuentra con una máscara de madera flotando en el puerto de la ciudad, llevándosela a casa, poniéndosela y descubriendo que obtendrá una serie de poderes propios de los dibujos animados. Esta máscara le permite a Ipkiss sacar el lado más reprimido de su personalidad y hacerlo florecer mostrándose tal y como a él le gustaría ser. La máscara

Forrest Gump

Comedia Drama Romance
8.4

Forrest Gump es un chico con deficiencias mentales no muy profundas y con alguna incapacidad motora que, a pesar de todo, llegará a convertirse, entre otras cosas, en un héroe durante la Guerra del Vietnam. Su persistencia y bondad le llevarán a conseguir una gran fortuna, ser objeto del clamor popular y a codearse con las más altas esferas sociales y políticas del país. Siempre sin olvidar a Jenny, su gran amor desde que era niño. Forrest Gump Critica: Comedia dramática del realizador Robert Zemeckis (Chicago 1952) (“Regreso al futuro”, 1985). Escrita por Eric Roth, adapta la novela “Forrest Gump” (1986), de Winston Groom. Se rueda en escenarios reales de Carolina del Sur, Carolina del Norte, L.A, Montana, Arizona, Washington, UTA, Maine y Savannah (Georgia) y en los platós de Paramount Studios (Hollywood) con un presupuesto estimado de 55 millones de USD. Nominada a 13 Oscar, gana 6 (película, director, actor…). Producida para Paramount, se proyecta por primera vez en público el 23-V-1994 (L.A, preestreno). La acción dramática, narrada desde un banco próximo a una parada de autobuses de Savannah, tiene lugar en Alabama, China, Vietnam, Washington y en diversas localizaciones de los EEUU. Abarca hechos que tienen lugar entre mediados de los 50 y mediados de los 80. Los personajes principales son Forrest Gump (Hanks), su novia de toda la vida, Jenny Curran (Wright), la madre de Forrest (Fields), el teniente Dan Taylor (Senise) y Bubba (Williamson), el único amigo de Gump. Éste tiene un coeficiente intelectual de 75 puntos, inferior a la media. Nacido en Greenwood (Alabama), hijo de madre soltera, es ingenuo, inocente, tenaz, bondadoso y sencillo. Jenny es una hippy enrolada en movimientos contraculturales y antisistema, practica el amor libre, se droga y huye de si misma y de su pasado de víctima infantil de abusos sexuales. La Sra. Gump es una madre entregada al bienestar del hijo para el que quiere sobre todo una vida normal. Para conseguir que tenga una formación normal está dispuesta a todo. Gump encarna al ciudadano medio americano, al hombre corriente, ingenuo, superficial y conformista. Jenny representa la disidencia, la búsqueda de alternativas utópicas y la confusión. Forrest Gump La narración se desarrolla desde el punto de vista de Gump, que es el protagonista de la historia y su narrador. Pasa revista a los principales hechos que jalonan la vida del país desde mediados de los 50, que se evocan desde la distancia. El análisis que se construye es superficial y fragmentario, como corresponde al punto de vista simplista y nada crítico de Gumps. Sin embargo, en el subtexto palpita un posicionamiento de crítica sutil, ácidamente irónico. Hace uso de la sugerencia, el sobrentendido y la insinuación, que dejan el campo abierto a las opiniones del espectador. Algunos han considerado que la carga crítica de la novela original es mayor y más potente que la del guión. Tal vez, pero la exposición que hace la película contiene elementos irónicos, cáusticos y en algunas ocasiones ácidos, dotados de la gran fuerza que acompaña a la sutileza y al humor. Forrest Gump

The Confirmation

Drama
6.4

Anthony, un niño de 10 años, es enviado por su madre a pasar un fin de semana con su padre Walt, un carpintero alcohólico con el que apenas tiene relación. En su primer día juntos todo se tuerce: el camión de Walt se estropea, su casero amenaza con echarle de casa y, además, le roban la caja de herramientas que necesita para poder trabajar. Padre e hijo se lanzan a la búsqueda del ladrón con la ayuda de un vecino y, mientras tanto, van descubriendo un verdadera conexión entre ambos. The Confirmation Critica: The confirmation (Bob Nelson 2016) es el ejemplo de película sencilla y de emociones puras, en la que se plantea un retrato directo de la crisis, en concreto, de la que afecta a los trabajadores manuales, en una sociedad atenazada por la digitalización. Además de una bonita historia de acercamiento entre un padre y un niño, llamado Anthony, que apenas tiene contacto con su progenitor. Una película que nos relata la odisea a la que tiene que enfrentarse, Walt (Clive Owen), un carpintero en paro y con problemas de alcoholismo, por recuperar su caja de herramientas. Una caja que heredó de su padre y que si bien no tiene un gran valor económico, es de un enorme valor sentimental. Confirmation Valores, sobre los que reflexiona Nelson, que parecen haberse perdido en la sociedad que retrata The confirmation, por mucho que la madre de Anthony intente buscarlos en la iglesia. Y es en esta contraposición entre lo divino, representado por la iglesia y lo manual, personificado en la carpintería, donde la película aglutina todo su interés. De hecho la acción se inicia en una iglesia, con Anthony teniendo que confesarse por petición de su madre, pudiendo ver el espectador una representación de la institución religiosa crítica y amenazante, para un Anthony que tiene que escuchar al cura como le habla más de perversión que de bondad, en contraposición con la figura de su padre, un descreído con muchos fallos y un gran corazón, con el que tendrá que convivir en ausencia de su madre. Una convivencia entre padre-hijo que se presenta como un reto máximo, pero que les servirá para unirles, en un tándem invencible, ya sea en el enfrentamiento con los ladrones, como en la lucha frente a los fantasmas que amenazan al padre. Es en este punto destacable la interpretación de Clive Owen que consigue hacer un retrato fiel y realista de un hombre normal, que aunque ha perdido su vida sentimental ( está divorciado) y gran parte de su vida material (se queda hasta sin casa), nunca pierde su dignidad, ya que por mucho que otros quieran arrebatársela, Walt siempre intenta hacer las cosas por el camino de la legalidad y en presencia de su hijo se muestra como un padre voluntarioso y protector. Confirmation

El escándalo Ted Kennedy

Drama Historia Suspense
6

La vida y la carrera política de Ted Kennedy se descarrilaron después de un fatal accidente automovilístico en 1969 que cobra la vida de una joven estratega de campaña, Mary Jo Kopechne. Chappaquiddick Kennedy Critica: Su huida hacia adelante y el intento por tapar el desastre centran la mayor parte de la película de Curran. El escándalo Ted Kennedy es un correcto thriller político donde se nos muestra al personaje principal tremendamente condicionado por el peso de su apellido. Ansioso por estar a la altura de los que le precedieron y agradar a un padre autoritario -al que da vida Bruce Dern-, estos sentimientos van condicionar todas sus decisiones tras el accidente. Y con la forma de narrarlo y ejecutarlo, e director se acerca más a que lo entendamos y no le juzguemos. Si bien es cierto que eso depende de cómo encare cada uno su visionado de la película. En el capítulo interpretativo, Jason Clarke está a la altura del papel que se le pide. Taciturno por momentos, torpe y cautivo de un apellido maldito, encarna bien su rol tratando de tapar el escándalo a la opinión pública junto al resto de peces gordos de Washington. Los gabinetes de crisis formados en casa de los Kennedy son uno de los puntos más interesantes de la película a nivel de entretenimiento. Kennedy Pero siguiendo con el componente psicológico de la cinta, el contrapunto a las decisiones del senador lo ejerce uno de sus asesores bajo el rostro de Ed Helms, que brilla alejado de las comedias a las que nos tiene acostumbrados. Como por ejemplo: Resacón en las Vegas. Aquí Helms demuestra que en el drama puede llegar a tener un recorrido similar al del humor. Kennedy

Mi pobre angelito

Comedia Familia
7.2

Kevin McAllister es un niño de ocho años, miembro de una familia numerosa, que accidentalmente se queda abandonado en su casa cuando toda la familia se marcha a pasar las vacaciones a Francia. Kevin aprende a valerse por sí mismo e incluso a protegerse de Harry y Marv, dos bribones que se proponen asaltar todas las casas cerradas de su vecindario. Cuando su madre Kate lo hecha en falta, realiza un pintoresco viaje de vuelta contra reloj a Chicago para recuperar a su hijo. Mi pobre angelito pobre angelito Critica: Solo en casa" contó con un presupuesto de 18 millones, no tuvo una excesiva promoción y sin embargo recaudó casi 500 millones de dólares y dió pie a varias secuelas. Y su exito no fue casual o inmerecido, porque "Solo en Casa" es una buena película. pobre angelito Y es que no estamos hablando de la típica película de "niño hace tontas trastadas" solo tolerable para un público aniñado, estamos hablando de una cinta de aventuras infantiles conducida de la mano de Chris Columbus que es un experto en estos menesteres. El responsable de las dos primeras y maravillosas entregas de "Harry Potter" ya demostró en su segundo largometraje una gran desenvoltura en la realización. Correcto siempre, el director nos deja apreciar las carismáticas actuaciones (genial el personaje de Joe Pesci y su diente de oro, o Daniel Stern con sus agudos gritos, o Catherine O'hara como madre agobiada) y la excelente ambientación de ese navideño barrio de Chicago envuelto en nieve, luces hermosas y algo de oscuridad (sí, la ambientación de "Solo en casa" resulta bastante única sorprendentemente). Nos deja recrearnos con la mágica banda sonora de John Williams (que por cierto, es de sus mejores obras) con villancico ensoñador por aquí y campanillas por allá... su música es el punto fuerte de la película y ningunear la cinta es ningunear al maestro Williams que te mete en un mundo nuevo solo con sus melodías. pobre angelito