Dios los cría y ellos

6
Bajo la presión de su jefa, un productor musical a la deriva decide iniciar una banda formada por un rabino, un sacerdote y un imam para hacerlos cantar juntos. Coexister Dios Critica: Por una parte, soy un tardío fan de la cinta original. En 1983 me pareció un pestiño (era un adolescente abducido por ‘La guerra de las galaxias’); en 1992, en mi opinión, el montaje del director mejoraba (y mucho) la propuesta; pero no fue hasta hace algunos pocos años, ya en formato blue-ray, en que me sedujo y cautivó por completo y sin reservas. Por otra parte, soy un entusiasta admirador del director Denis Villeneuve, de quien sólo he visto aciertos de todo género y planteamiento, un virguero de las imágenes y del montaje, un artista incontestable y evidente, lo mejor que me he encontrado en una sala de cine en lo que va de siglo. Es decir, que iba con ganas y sana curiosidad al cine, esperando encontrar un propuesta inédita y – sea cual fuera el camino elegido – llena de aciertos… pero nada más lejos de la realidad.Pero vayamos por partes, porque hay muchos aciertos pero también otros tantos deméritos dignos de mención. Entre lo positivo está la puesta en escena que recrea, prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Dios Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia. Dios
<

Torrents

Servidor Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
Array 1080P Español Latino 09/09/2020 1.45 GB 376 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

¡Qué duro es el amor!

Comedia Romance
6.5

Una chica de Los Ángeles, desafortunada en el amor, se enamora de un chico de la costa este por una aplicación de citas y decide sorprenderle por Navidad, solo para descubrir que la han engañado. Pero el objeto de su afecto vive, de hecho, en la misma ciudad, y el chico que la engañó se ofrece a tenderles una trampa si ella finge ser su novia durante las vacaciones...¡Qué duro es el amor! Critica: El quinto largometraje del director Hernán Jiménez viene adornado con el título "una película de Netflix", después de su primera aventura en inglés con su película anterior "Elsewhere" (2019). Ese adorno, ha funcionado para promocionarla y lo ha logrado. Este filme, abre la temporada navideña de la compañía, que cada año para estas fechas comienza a estrenar diferentes productos con aires navideños. En esta ocasión, lo hace con una comedia romántica, divertida pero, se desgasta poco a poco por su falta de originalidad y por mezclar diferentes ideas de otras películas del género. Sin embargo, ofrece momentos graciosos y alcanza su cometido, ser interesante y crear una atmósfera de "feel-good movie". La historia se centra en Natalie, una columnista de Los Ángeles que no ha sido muy afortunada en el amor. Escribe notas sobre sus decepciones amorosas pero cierto día, utilizando un app de citas, conoce un chico de un pequeño poblado de Nueva York. Tras ciertas llamadas, decide viajar hasta allá y darle una sorpresa para navidad, no obstante, al llegar se entera que el tipo de las fotos no es realmente con el que estuvo conversando, fue vilmente engañada. Con la ayuda del engañador, quiere acercarse al hombre que ella se enamoró, pero las cosas se enredan un poco. Desde el inicio, se nota cierta similitud con películas como "Realmente amor" (2003), "10 cosas que odio de ti" (1999), "Cómo perder un hombre en 10 días" (2003), entre otras. Utiliza estas referencias para amalgamar ciertos aspectos de la historia y así encaminarla por un vaivén de aventuras, que en cierto punto se pudieron haber evitado, pero para ayudar al relato, suceden así para que todo avance. Las fallas argumentales se pueden arreglar, sin embargo, el espectador se engancha a lo contado, esto gracias a su narración tan ligera y divertida.... ¡Qué duro es el amor!

Hermanas

Comedia
5.9

Dos hermanas ya adultas deciden pasar un último fin de semana en la casa de su infancia, antes de que sus padres la pongan a la venta. Sisters Hermanas Critica: Muchos veces los críticos buscamos la excelencia, o que se acerque lo más posible a ella, cuando visionamos y posteriormente reseñamos una película; sin embargo, este hecho no es una condición indispensable para que el filme en cuestión sea bueno o tenga su interés, ya que de vez en cuando puedes toparte con alguna propuesta desinhibida y sin pretensiones, que aunque no llegue a ser una buena película, si que nos permite pasar un buen rato, sin pedir nada excepto dejarse llevar y evadirse de las rutinas diarias. También es necesario comentar que es mucho más difícil hacer reír que realizar un drama, o una cinta de acción o aventura, ya que se necesita de un toque ingenioso o contar con un comediante que tenga la suficiente capacidad y talento para arrancarnos las carcajadas. Por desgracia, en la película que nos concierne, titulada "Hermanísimas", no hay nada ingenioso en su propuesta; no obstante, tenemos la suerte de contar con un comediante (o en este caso dos, mejor que mejor) que eleve la calidad de un producto rutinario, o hasta la tontería más grande jamás imaginada. Y es aquí donde entran en escena Tina Fey y Amy Poehler, unas cómicas surgidas de esa estupenda "cantera estadounidense de cómicos" llamada "Saturday Night Live", y que quizás sean en la actualidad las mejores comediantes femeninas de su generación (junto con Kristen Wiig y Melissa McCarthy, claro está). Hermanas Fey y Poehler en la vida real son muy amigas, y esa química y complicidad se nota y está impresa en cada uno de los fotogramas de este largometraje. Asimismo cabe decir que son muy populares en tierras norteamericanas, sobretodo por las excelentes series de televisión como "Rockerfeller Plaza" (30 Rock) y "Parks and Recreation"; también han realizado diversas películas juntas, como "Chicas malas" (Mean Girls, 2004) estando en un segundo plano tras la protagonista Lindsey Lohan, y "Mamá de alquiler" (Baby Mama, 2008) siendo en ésta protagonistas absolutas. Aunque en nuestro país no son demasiado conocidas, salvo por haber presentado en múltiples ocasiones las ceremonias de entrega de los premios Globos de Oro. Hermanas La película se centra en Kate y Maura, dos hermanas de treinta y tantos completamente distintas entre si. La mayor Kate (interpretada por Tina Fey) es una caótica madre soltera y sin empleo, que a su vez es muy juerguista y ordinaria; por otro lado, la menor Maura (interpretada por Amy Poehler) es más responsable, meticulosa y servicial, y además trabaja como enfermera en un prestigioso hospital de la ciudad. Tras estar alejadas la una de la otra desde hace algún tiempo, se vuelven a encontrar en la casa que vivieron en su infancia, la cual sus padres les comunican que planean venderla. Así que ambas deciden montar una grandiosa fiesta de despedida para la casa, invitando antiguos amigos de la adolescencia convirtiendo este regreso a la nostalgia en un auténtico desfase. Hermanas

Joy: El nombre del éxito

Comedia Drama
6.5

Joy Mangano, una humilde trabajadora de Long Island, acabó convirtiéndose en una popular inventora de productos del hogar y también en uno de los rostros más conocidos de la teletienda americana. Joy Critica: Las voces del insistente culebrón de su madre la siguen en toda su juventud, cimentando en ella un mundo falso de cartón piedra donde las mujeres, bajo el amparo de la supuesta "liberación", se libran de personas indeseables... solo para acabar de nuevo en los brazos del siguiente hombre, confortadas después de haber tenido un breve momento de autoafirmación. Por lo tanto, esa definitiva liberación nunca llega, y a cambio si se fomenta el inmovilismo y la fantasía del príncipe azul que algún día llegará, que tiene presa tanto a la madre de Joy como condicionó a su propia abuela. Son reveladores esos sueños, en la penumbra de la consciencia, en los que Joy se ve a si misma dentro del propio culebrón, creyendo esa ilusión de autoafirmación que ha mamado desde niña y que ella cree tener. Hasta que un día su propio yo, encerrado desde hace años, dice "basta", y es entonces cuando la princesa que no necesitaba ser salvada renace en una mujer que era salvada por la miseria de su padre, su ex-marido y su mejor amiga. Joy Lamentablemente, ese interesante tono de cuento maduro en la Norteamérica moderna se pierde a partir de que Joy tenga su idea de la fregona milagrosa y la ponga en práctica. En su lugar, se tira de oficio y del buen hacer de un realizador interesado en la más mínima emoción en el rostro de Jennifer Lawrence. Podría ser una elección acertada, teniendo en cuenta que es a partir de entonces cuándo ella está más sola en su aventura empresarial, con esos hombres trajeados que nunca la mirarán a su misma altura por mucho que ella lo intente, pero acaba por ser un lastre que vuelve a la biografía típica de éxito tras fracaso, y vuelta a empezar. Falta verdadera emoción, e ideas poderosas, para volver a impulsar un barco en que solo rema una actriz contra viento y marea. Joy Resulta interesante, sin embargo, la descripción que hace de la trastienda de una gran idea, así como de cada gran ayudante o buitre que se acerca Joy para tratar de canibalizar su éxito. Las actrices de culebrón que antes eran dorados ídolos se revelan arrugadas y canosas en escenarios falsos, anticipando la falsedad que crece tras la sombra del éxito. No faltarán los que dicen que saben más que tú, los que dicen que tienen una mejor idea que tú, los que saben hacerlo mejor que tú. Incluso los lazos de sangre poco importan: los momentos más desgarradores son aquellos en los que se ve la decepción callada en la mirada de tu familia. Y está claro que no es la fama mal gestionada o que tu producto no se sepa vender bien lo que duele, sino la más fría soledad que se siente en una cima que todavía nadie puede ver. Joy Trudy, la novia de su padre, irónicamente esa persona externa que debería querer verla fracasar, es la única que le dice: "para hacer negocios, hace falta cierta dureza, cierta fuerza que tú no tienes". Y es precisamente, el surgir de esa dureza lo que estamos viendo. Dureza contra todos los que creen posible destrozar tus oportunidades, contra un mundo inclemente que por prejuicio o manipulación de los que tienen el poder no va a hacer ninguna concesión.

Un atrevido Don Juan

Comedia Drama Romance
5.9

Jon Martello (Joseph Gordon-Levitt), un joven adicto al sexo en general y al porno en particular, intenta ejercer algún tipo de control sobre sí mismo. Jon tiende a deshumanizarlo todo: su apartamento, su coche, su familia, su iglesia y las mujeres. Sin embargo, hasta los ligues más sofisticados no pueden compararse con el placer que obtiene viendo pornografía en su ordenador. Insatisfecho con su vida, decide cambiar. Gracias a la relación con dos mujeres muy distintas, Barbara (Scarlett Johansson) y Esther (Julianne Moore), aprenderá grandes lecciones sobre la vida y el amor.Don Jon Don Juan Critica: Joseph Gordon-Levitt es uno de los mejores y más populares actores de la actualidad. Pese a tener una eterna cara de joven guapetón y algo pillo (sobre todo cuando sonríe del todo), es versátil a su medida y bien puede ser un hombre enamorado de una mujer difícil (500 días juntos) o un policía con mucha voluntad (El caballero oscuro: La leyenda renace) entre muchos otros. El salto a la dirección me llamó muchísimo la atención y quería ver qué haría. Dado el argumento, bien podríamos hacer un cierto paralelismo con la dura película "Shame", pero a su manera (claro está, en esta película jamás se contemplará el sufrimiento ni la dureza de aquella): Aquí tenemos a un joven (apodado Don Jon, a modo de su habilidad de ser todo un "Don Juan" sexual con las mujeres) que cuida y fuerza su cuerpo en el gimnasio, contempla y admira su lujoso coche, está con su familia muy peculiar, gasta tiempo con sus amigos y es adicto al sexo y al porno. La rutina le funciona hasta que se enamora de una despampanante mujer (Johansson, está genial aquí). Entonces, se verá obligado a hacer algunos cambios por estar con ella e intentar conquistarla. Pero, ¿podrá Jon soportar esos "cambios?... Don Juan El argumento puede ser el típico de una comedieta, y de hecho la película casi comienza siendo una diversión gamberra capitaneada por un Gordon-Levitt bastante más mazas de lo que estaba antes, en estado de gracia y demostrando por qué es uno de los mejores actores jóvenes actuales. No obstante, ésa es sólo la premisa. Una vez que la película avanza y se desarrolla, la historia esconde más conflictos que son más que pillar al protagonista viendo porno. Por efectuar una comparativa, puede que esta entrega no llegue del todo a la profundidad y sorpresa de "500 días juntos", pero "Don Jon" no sólo logra entretener y gustar a las mil maravillas sino que encierra algunos ases en el guión que humanizan aún más a los personajes y logran efectuar la conexión suficiente con el público de tal manera que la película logre embaucarte más. Un ejemplo de ello es el gancho del personaje de Julianne Moore (para mi sorpresa, genialmente aprovechada aquí) y su historia personal. Don Juan

El club de las madres rebeldes

Comedia
6.5

En esta comedia, Amy (Kunis) tiene una vida aparentemente perfecta - un buen matrimonio, hijos inteligentes, una casa hermosa y un gran trabajo. Sin embargo se encuentra sobrecargada de trabajo, demasiada comprometida y agotada al punto de colapsar. Harta, une fuerzas con otras dos mamás estresadas (Bell y Hahn) en una búsqueda para liberarse de las responsabilidades convencionales, y hacer frente a la mandamás de la asociación de padres de la escuela y a su grupo de mamás perfectas y devotas. Bad Moms El club Critica: Mi señora y este que firma se sientan en la butaca esperando ver una comedia divertida, que es lo que prometen. Lo que vemos es caca-culo-pedo-pis, pero para mayores, es decir: chocho-vagina-polla-mamada. Y aún había quien en la sala se reía cuando se oía la palabra "pene". Lamentable. En fin, sin gracia alguna, el buen hacer de Mila Kunis es incapaz de salvar este bodrio absolutamente lamentable, que además cree que con invertir los roles consigue hacer un "Resacón en Las Vegas" para mujeres. Craso error. Sin ir más lejos, la escena en que Kunis intenta ligar sin éxito en un pub no se la cree ni el tato. A ningún hombre le supondría un problema que ella tuviese hijos, o que lleve anillo de casada si lo que busca es -como se dice en la película- una noche de placer.. no una vida de entrega. El club Para colmo, a los directores les ha debido parecer que no les quedaba muy divertida si tiraban del guión, así que resumen unas cuantas páginas cada poco tiempo con un videoclip -a saber: una canción de moda e imágenes ralentizadas de juerga y cachondeo-. Cuando llevas 5 minutos sin ver videoclip te empiezas a impacientar: sabes que el siguiente está cerca. El club

Kingsman: El círculo dorado

Acción Aventura Comedia
7

Cuando se produce un ataque contra el cuartel general de Kingsman y un nuevo villano se levanta, Eggsy y Merlin se ven obligados a trabajar junto con la agencia americana conocida como el Statesman para salvar al mundo. Kingsman: The Golden Circle Kingsman Critica: Hay una tónica que va escrita a fuego con Kingsman desde su primera entrega: el humor y la exageración. Como no podía ser distinto, Matthew Vaughn ha cogido de nuevo los personajes de Dave Gibbons y Mark Millar y ha creado una gamberra, extralimitada y divertida película de agentes secretos y acción. Acción cuyas escenas, precisamente, ocupan el grueso cualitativo de 'Kingsman: El círculo de oro', siendo las mismas auténticas coreografías repletas de sangre, fuegos artificiales e inverosímiles maneras de disparar y matar. Una oda a todas aquellas contiendas imaginadas entre buenos y malos en un mundo donde los planes del villano principal entran más dentro de lo absurdo que del tópico de la dominación mundial. En este punto del villano hay que sobresaltar la actuación de Julianne Moore, quien lejos de un registro cotidiano para ella, nos regala una mala malísima tan loca como divertida. Es un gran espectáculo al servicio de la diversión para el espectador, contando con excepcionales momentos protagonizados por Taron Egerton y Colin Firth; un Pedro Pascal ambicioso en su interpretación y con Mark Strong, Jeff Bridges y Halle Berry acompañando de manera magnífica a los principales. Si bien echamos en falta algo más de Tatum. Aún así 'Kingsman: El círculo de oro' es una ingeniosa, atractiva y capaz película dispuesta a dejarte boquiabierto y que mezcla los mayores tópicos con las más ingeniosas situaciones. El cine de agentes secretos puede ser serio, pero Matthew Vaughn y compañía han conseguido una vuelta de tuerca y han dejado en el espectador más ganas de esto que es Kingman: gamberrismo, exageración y diversión. Kingsman