De amor y otras adicciones

6.9
Maggie (Anne Hathaway) es una mujer independiente que ha decidido vivir sin ataduras. Pero conoce a Jamie (Jake Gyllenhaal), un joven cuyo irresistible encanto funciona no sólo con las mujeres, sino también dentro del despiadado mundo de las ventas farmacéuticas. La relación entre Maggie y Jamie, para sorpresa de ambos, desemboca en amor. El film se basa en una historia real: la de Jamie Reidy, un vendedor de Pfizer (empresa farmaceútica que puso a la venta la Viagra) que sacó a la luz algunas de las prácticas de las compañías farmacéuticas. Love and Other Drugs De amor y otras adicciones Critica: Cuando vas al cine sin ninguna película en el punto de mira y eligiendo una de la cartelera lanzando una moneda al aire, prácticamente a ciegas, lo normal es equivocarse o... llevarte una grata sorpresa. La película de Edward Zwick no es ni una cosa, ni la otra, ni frió, ni calor. Amor y otras drogas ofrece poco amor pero mucho sexo, los personajes están entre sábanas la mayor parte del tiempo, lo cual agradará a los fans de ambos protagonistas. También ofrece drogas, de las legales y recetadas, las cuales solo son una excusa inicial para contar una historia de enamoramiento entre comillas, del que surge a base de roce, del frotamiento vertical y horizontal. De amor La película falla en ciertas partes, no engancha la trama, y a su vez el trabajo del personaje de Gyllenhaal empieza fuerte, pero acaba en un segundo plano demasiado rápido. Y como historia romántica al uso es aceptable pero nada nuevo o destacable de algún modo. La típica película para ir con tu pareja, sí, pero eso precisamente hace que tenga poca vida útil para cualquiera y la convierte en fácilmente olvidable. La guinda la ponen diálogos con ínfulas de grandeza y personajes vistos mil veces. Ni hablemos de esa moda que lleva impuesta desde hace tiempo, con el típico compañero de piso tipo Notting Hill, con aires grotescos que deben provocar la carcajada del público, aquí en forma de hermano rechoncho de Jamie. O el imprescindible rol de chico gay tipo Mejor imposible, pero en esta ocasión convertido en un mero secundario de relleno, que pasa casi desapercibido. De amor Así pues, y visto que la película da lo justo para una sesión de arrumacos con la pareja, lo único que queda a lo que agarrarse son las actuaciones. Jake Gyllenhaal cumple con el trámite sin florituras, Anne Hathaway interpreta a una joven que padece parkinson y explota su vena dramática sin alardes. Los que lucen, no inesperadamente, son dos veteranos secundarios como Oliver Platt y Hank Azaria, que sin hacer tampoco nada del otro mundo, demuestran lo importante que es su labor y que sin estos, la sesión se habría hecho demasiado pesada. De amor
<

Descargar

Servidor Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
Array 1080p Dual Español Latino 15/12/2019 1.72 GB 1368 Descargar
Array 1080P Español Latino 15/12/2019 1.72 GB 303 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Huérfanos de Brooklyn

Drama Suspense
6.8

Nueva York, 1957. Lionel Essrog, un detective privado que convive con el síndrome de Tourette, trata de resolver el asesinato de su mentor y mejor amigo, armado solo con vagas pistas y la fuerza de su mente obsesiva.....Huérfanos de Brooklyn Critica: Edward Norton debutó como director en el año 2000 con ‘Más que amigos’, una comedia romántica que dejó un buen sabor de boca. Su segundo trabajo tras las cámaras ‘Huérfanos de Brooklyn’, adapta una novela de Jonathan Lethem. Norton traslada una trama detectivesca ambientada en los 90, al Nueva York de la década de los 50. Un homenaje al cine negro con sus característicos coches de época, largas gabardinas y las imprescindibles visitas a esos míticos clubs nocturnos, dónde se disfrutaba en directo del mejor jazz. Despliega un aroma a cine clásico, manejando con destreza los elementos distintivos del género. ‘Huérfanos de Brooklyn’ saca músculo al contar en su reparto con los consagrados Bruce Willis, Willem Dafoe y Alec Baldwin, aunque es el propio Norton quién soporta sobre sus espaldas el peso de la historia. Interpreta a un detective de medio pelo, aquejado del síndrome de Tourette, una dolencia que castiga al que la padece con reiterados tics motores y fónicos. Y parece que se encuentra cómodo. Ya dejó constancia de su desparpajo en ese tipo de papeles en las comerciales ‘Las dos cara de la verdad’ de Gregory Hoblit y ‘The Score (Un golpe maestro)’ de Frank Oz. Si en la segunda daba vida a un retrasado con problemas de movilidad, en la primera llevaba la doble personalidad de un asesino al borde del escalofrío. Cuando su mentor Frank Minna (Bruce Willis) sea asesinado, su obsesión será dar con los responsables. Se va orquestando un thriller cuyo disfrute radica en los detalles. Un ejercicio al que su autor se emplea con gusto y minuciosidad menestral. Con el que muestra talento y oficio. De duración elefantiásica (144 minutos de película), en el debe de Norton radica el no haber exprimido el fantástico elenco del que se ha rodeado. Si en otras producciones su concurso como actor ha dado brillo a cintas, escondiendo sus carencias, en ‘Huérfanos de Brooklyn’ esperas algo más del tándem Dafoe-Baldwin, claramente infrautilizados.....Huérfanos de Brooklyn

The Gift of Christmas

Drama

En Navidad en la casa de Kentucky de George y Denise Barnett, las decoraciones están listas y los niños están sonriendo, pero no todo está bien. George está preocupado por su amigo Don Ford mientras la directora del coro Denise está preocupada por el concierto de Nochebuena en su iglesia. Mientras tanto, el hermano de George, Allen, trabaja como guitarrista de estudio en Los Ángeles..... The Gift of Christmas Critica: claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia.... The Gift of Christmas

Orígenes

Ciencia ficción Drama
7.6

Ian Gray, un estudiante de biología molecular especializado en la evolución del ojo humano, conoce a una misteriosa mujer cuyo iris es multicolor. Años después, su investigación lo conduce a un descubrimiento asombroso, que podría cambiar la forma en que percibimos nuestra existencia.I Origins Orígenes Critica: Ahora mismo existe un extraño miedo al sentimiento”. Lo dijo Mike Cahill durante la presentación de su última película en el festival de Sitges. Y debe andar en lo cierto, porque hacía tiempo que una película no me ponía los pelos de punta. Nada menos que en tres ocasiones. Tres maravillosos instantes con los que Orígenes ya se gana un ineludible visionado pero que son sólo tres reacciones subjetivas ante un filme elegante, reflexivo y muy redondo. Una de las más gratas sorpresas del certamen fantástico. Orígenes La primera respuesta epidérmica se produce al poco tiempo de empezar la película, cuando Ian Gray, un estudiante de biología molecular, se queda prendado de un par de ojos multicolores. Inmortalizados con su cámara, son el único rasgo que conserva de la misteriosa joven que conoció en una fiesta de disfraces. A partir de ahí comienza una intensa búsqueda que culmina en un vagón de metro con unos cascos y la magnífica canción que dio comienzo a su relación. La gran historia de amor a primera vista que sólo unos pocos afortunados vivirán más allá de la gran pantalla. Orígenes Pero el romance en Orígenes no se ciñe exclusivamente a la pareja que forman Michael Pitt y la bellísima Astrid Bergès-Frisbey. Es también el reflejo de una pasión tan poco atractiva para el cine como la pasión por la ciencia. Los hipnóticos primeros planos de iris son el estímulo visual para poder plasmar la obsesión del joven científico y su becaria por encontrar el origen del ojo humano. Una visión romántica de la investigación que conducirá a un intenso debate entre la razón y las creencias. Orígenes Antes de alcanzar el tono más reflexivo, cuando parecía todo encarrilado, la trama da un giro de 180 grados. Una escena imprevista, un duro golpe al espectador con el que Cahill provoca el segundo gran erizamiento de piel, no sólo por el sorprendente suceso sino también por su poderoso tratamiento audiovisual. El shock ahoga el sonido, el grito de dolor que sólo un gran trauma impediría escuchar. Una de las grandes interpretaciones en la interesante carrera de Michael Pitt. Y la tercera gran conmoción, capaz de hacerte levantar para aplaudir a su responsable, se reserva para el final del metraje, cuando Orígenes se adentra en la India y en el manido tema de la reencarnación. De manera intrigante y espléndida, Cahill nos va planteando el eterno dilema entre ciencia y religión, apelando primero a los datos y a la propia experiencia después. El razonamiento y la observación a los que se debe todo científico quedan en entredicho ante las puertas de un ascensor. Sobrecogedora escena que devuelve la fe en los milagros, al menos en los que pueden llegar a producirse en una platea. Orígenes

El caballero del rey

Drama
7.778

Inspirada en hechos reales. En el Imperio Oyo en la década de 1940, Elesin Oba, el principal jinete del rey, sucumbe al atractivo de la belleza y el deseo sexual la misma noche en que está destinado a morir para cumplir con su deuda de suicidio ritual y acompañar al muerto Alaafin al reino de los ancestros. ... El caballero del rey Critica: Entre lo positivo está la puesta en escena que recrea, prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia..... El caballero del rey

Fue la mano de Dios

Drama
8.2

La historia semiautobiográfica de la mayoría de edad de Fabietto Schisa, un niño del Nápoles de la década de 1980 cuyos años de adolescencia están marcados por alegrías inesperadas como la llegada de la leyenda del fútbol Diego Maradona, y una tragedia igualmente inesperada. El destino juega su papel, la alegría y la tragedia se entrelazan, y el futuro de Fabietto se pone en marcha en una historia de familia, deportes y cine, amor y pérdida...Fue la mano de Dios Critica: Promocionando su última obra, aseguraba a un periodista Paolo Sorrentino que, tras 35 años hablando de la muerte de sus padres, necesitaba dejar de hacerlo. Es la premisa sobre la que se asienta ‘Fue la mano de Dios’. Sorprende que buscando enterrar de una vez -disculpen el humor sorrentiniano– el dolor más personalísimo, el que entraña quedarse huérfano cuando él era solo un iniciado en la vida adulta -que es cuando la palabra presenta más sentido aunque todos vayamos a acabar siéndolo, porque es sin duda el peor momento posible para que a alguien le suceda algo de tales características- y resarcirse así de una deuda contraída únicamente con él mismo, ha creído conveniente invitar a miles de personas a la intimidad de una sala de cine para hacerles partícipes, haciendo uso de su habitual estridencia, de la historia que le pedía a gritos que contase Capuano, su mentor en el arte que domina, a orillas del Tirreno; su historia. No es ninguna estupidez; contar un extracto de una vida -no digamos ya una entera- es un vasto ejercicio primero de autoconsciencia y después de expresión en el que, como en la película, suele ser más fácil encontrarse de cara con lo absurdo que con la seriedad de lo terrible que puede tener el vivir. No lo digo yo, lo dice su álter ego en la ficción. Un joven Fabietto que, sentado a las faldas del Vesubio, ya consciente de su sino, espeta: “la realtà non mi piaze più, è patetica / no me gusta la realidad, es patética”. Bien sabe Sorrentino, sin embargo, que en lo menos dramático de la vida está la esencia y de que Fabiè está equivocado. Por eso en su película apenas se masca lo trágico. Al contrario, es un ensayo sobre cómo fijar la mirada en el futuro a través de las más extravagantes experiencias. Tanto es así que, incluso a las puertas de un tanatorio, seguirá sirviendo la risa como burla frente a la implacable ridiculez de la vida. O quizás porque, al advertir la pinta que tiene el abismo, reír con tus hermanos es la única cuerda que queda a la que poder agarrarse.... Fue la mano de Dios

Armados y peligrosos

Acción Comedia Crimen
6.5

Un agente de la DEA, Bobby Trench (Denzel Washington), y un oficial de la Inteligencia Naval, Michael Stigman (Mark Wahlberg), consiguen robarle 43 millones de dólares a la mafia. El problema consiste en que en realidad ese dinero no era de la organización criminal, sino de la CIA. Adaptación al cine de una novela gráfica de Steven Grant. 2 Guns Armados Critica: Siguiendo con el fast food veraniego, nos llega esta variante de otra novela gráfica, 2 Guns adapta el trabajo homónimo de Steven Grant, conocido por dar protagonismo al popular antihéroe de Marvel, The Punisher, como personaje independiente fuera de la saga de Spiderman para la que fue creado. Hollywood sigue tirando de cómic y de momento, parece que les va bien, al menos en cuanto a taquilla se refiere. Contra todo pronóstico, la cinta no destaca por repetir los mismos recursos trillados una y otra vez, ni volver a indagar en el conflicto moral del justiciero y su soledad ante una sociedad que no le comprende, lo que hace que este film resulte una apuesta novedosa y lo diferencie del resto de adaptaciones cómico-dramáticas, es precisamente la frescura, la ausencia de vanagloria en una película donde lo único que destaca por engreído son los protagonistas, que consiguen una simpática complicidad entre ambos imprimiendo a la trama un más que acertado dinamismo. Armados La cinta arranca con un homenaje a todo un grande del cine; la escena inicial con el atraco a un banco en la ciudad de Tres Cruces resulta todo un guiño a aquella Gran Estafa (La), que organizo Don Siegel en 1973. El director Baltasar Kormaku, que repite con Mark Wahlberg tras Contraband, 2012, deja clara su habilidad dentro del género de acción, consiguiendo que el argumento transcurra a buen ritmo durante todo el filme. Un filme que se debe a sus dos protagonistas principales, Bobby (Denzel Washington), un agente de narcóticos de la vieja escuela que sabe mantener la calma en cualquier situación, y Stig (Wahlberg), un bocazas mujeriego con un simpático y profundo sentido de la amistad. Armados La trama comienza con dos ladrones planeando el atraco a un banco. Una vez que lo llevan a cabo, se dan cuenta de que ambos son agentes de diferentes organismos del estado que han sido traicionados. El dinero robado, que resulta ser una cantidad mucho mayor de la que esperaban, terminará desvelando un oscuro secreto muy peligroso. Los dos agentes, tras intentar eliminarse mutuamente, deciden que la mejor forma de salir del conflicto de una pieza es trabajar juntos. Comenzará entonces una cruzada contra todo un ejército de narcotraficantes, policías corruptos, servicios secretos y traiciones por doquier. Armados