Bus 657: El escape del siglo

5.9
Un padre no tiene los medios para pagar el tratamiento médico de su hija. Como último recurso, se asocia con un codicioso compañero de trabajo para robar un casino. Cuando las cosas van mal, se ven obligados a secuestras un autobús de la ciudad. Heist Critica: De Niro de mafioso como que le pega más, está más habituado a dicha firme personalidad por costumbre repetitiva, aunque en este caso hay tendencia ligera a no componer al capo con la contundencia merecida; está en las últimas, lleno de lamentos y penas, intento de reconciliación con sus errores familiares que no acaba de funcionar ni cuajar, ni para él ni para la audiencia pues, aunque están todos los ingredientes que cuentan, su uso, profundidad y revelado manejo, en su supuesta situación tensa, se queda en un abanico de claras intenciones que no osan ir más allá de ese consumo tenue y acomodado cuyo efecto no inquieta, no altera, no crea misterio sobre su evolución ni tira de la cuerda lo suficiente para que, el casino flotante y todos sus tejemanejes, te atrapen con adoración convincente. Bus Y es que “yo estoy al cargo”, pero no es rotunda la impresión recibida, por mucho que insista con esas frases prototipo, de categoría veterana para el género que trata; “nunca dejes que nadie te robe a ti, es señal de debilidad, agujero en las cañerías por donde tus enemigos tratarán de colarse”, que suena a lección vieja conocida, de amenaza neutra, teniendo en cuenta qué ilustre afirma dichas sentencias. El guión peca de tocar muchas teclas, sin confirmación ni decisiva parada en ninguna de ellas; que si “robar a Pope es un suicidio”, que si “quien dijo que el amor no se puede comprar no tenía suficiente dinero” -¡que manera de vapulear a los beattles!-, que si un socio de negocios turbulentos que ejecuta las palizas, que si cuestionamos el funcionamiento financiero de la sanidad y sus políticas, que si el héroe en duda toma vestigios de un Denzel Washington más glorioso de otra época, que si su compañero -de errónea aventura- llega para fingida pose de escasez realizada, que si por momentos recuerda a la mítica Speed pero sin su talento e inteligencia, con un formato humanitario de fondo que no coagula ni emociona ni se solidifica como debiera, más esa resolución altruista, de fondo bonachón, gracias a una poli que razona y juzga propiamente pasando de las órdenes del jefe ya que, el malo es un bueno en difíciles circunstancias, ¡hay que comprenderlo! que, con todo, no convence, únicamente remata lo que era un mirar sin sentir ni apenar, menos revolucionar al vidente, cuyo deducción cede y abandona pues no hay materia, no vale la pena. Bus
<

Descargar

Servidor Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
Array 1080P Español Latino 20/02/2020 1.40 GB 956 Descargar
Array 1080p Dual Español Latino 20/02/2020 1.40 GB 341 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Max Steel

Acción Aventura Ciencia ficción
5.3

La serie animada de ficción Max Steel basada en las figuras de acción de Mattel da el salto a la gran pantalla su primera adaptación cinematográfica. La historia evoluciona y deja atrás la animación para dar paso a personajes reales. Maxwell McGrath (Ben Winchell) es tan sólo un adolescente cuando descubre que puede generar una energía de color azul llamada T.U.R.B.O. Max, junto a su amigo Steel, un ultralink que le ayudará a controlar su energía, se convertirá en uno de los mayores héroes de todos los tiempos. Su impresionante energía T.U.R.B.O. le permitirá proteger al mundo de los más crueles villanos. Max Critica: Como un intento de iniciar una nueva franquicia, se lanzó la primera película en live action de ‘Max Steel’, personaje nacido como una figura de acción creada por Mattel, que cuenta con un par de series de televisión animadas, y que en este traspaso al cine desaprovecha una oportunidad para trascender. Max El protagonista es un joven de 16 años llamado Max McGrath (Ben Winchell), quien ha regresado junto a su madre (Maria Bello) a vivir a la que fue su casa de la infancia, después de bastantes cambios de domicilio, en un lugar donde su padre fallecido es considerado una eminencia científica. Pronto Max notará que su cuerpo empieza a experimentar algunos cambios, y todo será más claro cuando conozca a Steel, un robot alienígena quien ayudará a Max a conocer su nueva condición, y con quien deberá unirse para enfrentarse a un poderoso enemigo venido de otro planeta. Con un acabado más bien televisivo, este intento de franquicia fracasa al plantear de manera torpe la génesis del personaje principal, la manera en cómo se narra el descubrimiento de sus poderes se da muy temprano en el metraje, después vienen largas y repetitivas secuencias con un robot nada simpático, y tarda demasiado en mostrar al personaje ya asumido en su nuevo rol. La película tiene bastante claro cuál es su público-meta, y todo lo que en ella sucede está encaminado a agradarlos, sin importarle dejar fuera a cualquier espectador despistado que se acerque a este producto, que desaprovecha de mala manera una presencia como Maria Bello. Max

Pork Pie

Acción Comedia Crimen
6.1

Luke huye con un coche robado cuando se encuentra en la carretera a Jon, un escritor que acaba de cometer un gran error con su novia y pretende recuperarla. A ellos se les une en su viaje Keira, una chica que despiden de su trabajo en un restaurante de comida rápida. Con distintas metas, los tres continuarán su viaje en un mini amarillo por las carreteras de Nueva Zelanda. Pork Pie Critica: No resulta creíble la conformación del equipo, ni se cuestionan la fuga, simplemente huyen de buenas a primeras y establecen un vínculo super estrecho sin siquiera conocerse. No logra generar empatía con el espectador y hace agua desde el comienzo. Solo cuenta con alguna que otra escena graciosa. Bastante regular tirando a floja.

Goodbye, Butterfly

Suspense
6

Después del asesinato de su hija de cinco años, un hombre de familia amoroso se convence de que el bicho raro de la calle es culpable.... Goodbye, Butterfly Critica: Entre lo positivo está la puesta en escena que recrea, prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia... Goodbye, Butterfly

Hellboy

Acción Aventura Ciencia ficción Fantasía
5.5

La Agencia para la Investigación y Defensa Paranormal (AIDP) encomienda a Hellboy la tarea de derrotar a un espíritu ancestral: Nimue, conocida como "La Reina de la Sangre". Nimue fue la amante del mismísimo Merlín durante el reinado del Rey Arturo, de él aprendió los hechizos que la llevaron a ser una de las brujas más poderosas… Pero la locura se apoderó de ella y aprisionó al mago para toda la eternidad. Hace siglos consiguieron acabar con esta villana, enterrándola profundamente, pero ha vuelto de entre los muertos con la intención de destruir a la humanidad con su magia negra. Hellboy Critica: Del Toro, un tipo que siempre ha gustado de usar su inventiva (tanto visual como a nivel argumental o de personajes) recaló en Hollywood por tercera vez tras dos proyectos totalmente alimenticios como "Mimic" y "Blade II" pero, en esta ocasión, para trazar una propuesta de mayor envergadura que le dejase desarrollar sus recursos visuales e imprimir todo el carácter de su cine. Así, se sirvió del cómic de Mignola y de su actor fetiche, Perlman, para seguir proponiendo vertientes al cine fantástico que empezó promoviendo con su ópera prima, "Cronos". Hellboy 3 "Hellboy" resulta ante todo un ejercicio marcado por el aspecto que presenta cada una de sus imágenes, como por las caracterizaciones de cada uno de los personajes que componen esta obra. En ese apartado, como era de esperar, Del Toro ofrece atisbos de calidad a cada minuto, logrando un trabajo compacto y brillante. Hellboy La peor baza del film, que juega en su contra constantemente es, sin embargo, ese guión tan irregular, que aunque deja destellos de calidad por el camino, nunca obtiene la linealidad que tan bien le vendría, debido a determinados caracteres o situaciones que sólo parecen destinadas a ahondar en el personaje, cuando verdaderamente se pierden por los cerros en busca de algo que nunca se encuentra. El personaje de Hellboy resulta bien construido, y no sólo se entienden sus motivaciones, sino también se congenia con ese humor tan peculiar, haciendo de los demás protagonistas una mera comparsa para observar la evolución del propio héroe. Hellboy 3 Así, personajes como el de Myers sobran a todas luces, ya que lo único que se parece intentar buscar con él es baza sentimentaloide y poco más. No está a la altura de Broom en ningún momento, como mentor que se supone debería intentar ser, y sólo se emplea para dar otro cauce al argumento, tan innecesario como sobrante. Pese a quedar todo más o menos bien cerrado, "Hellboy" no deja de ser una película que nunca adquiere el tono adecuado y siempre danza dando tumbos hasta un final tan previsible como ñoño, cosa que además de decepcionar, convierte la cinta del mexicano en algo tan superfluo como olvidable, por desgracia. Hellboy

Paciente cero

Acción Drama Suspense Terror
5.3

Tras una pandemia sin precedentes, la Humanidad ha resultado prácticamente arrasada por un virus que ha convertido a la mayor parte de la población en violentos infectados. Un hombre está capacitado para comunicarse con los infectados, una habilidad que le convierte en el punto de partida para hallar el origen de la infección y su cura. Paciente cero Critica La historia que nos presentan es en cierta forma algo ya visto en todas las películas post apocalípticas con un conflicto central sobre infectados que muerden a otros y extinguen a la raza humana. Nada nuevo. Más allá de que los infectados que vemos en la trama no tienen ese aspecto de zombies, lo demás es lo mismo. El problema principal es que hay muchas cosas mal explicadas. No sabemos a ciencia cierta porque el protagonista Morgan (Matt Smith) no se convierte en uno de los infectados ya que está mordido. Solamente utilizan el argumento cliché de "es una sangre diferente" o el típico "no sabemos porque tu cuerpo es inmune, pero lo averiguaremos", nada de sentido. En cuanto a las actuaciones, están pasables salvo alguna que otra situación en donde se exagera cierto sentimiento o incluso el actor o la actriz no demuestra el sentimiento necesario para acompañar a la escena. Además los personajes son clichés de otros personajes que ya vimos en series y producciones cinematográficas más antiguas. La cinta no aburre del todo, dura casi 1 hora y media, la cual tenemos 80% de dialogo, 10% de acción y 10% de suspenso. Ese poco porcentaje de acción y de suspenso, está bien logrado. En toda la historia no tenemos absolutamente casi nada de chistes o momentos de comedia. Generalmente lo aburrido de esta película terminan siendo los diálogos tan largos y poco influyentes que no terminan llegando a ningún lado. Incluso tenemos un giro argumental casi al final que termina siendo un poco predecible y medio absurdo al momento de su conclusión. En cuanto a los escenarios, no tenemos muchos ya que la gran parte de la trama es contada y mostrada dentro del bunker. El maquillaje y la personificación que le quisieron dar a los infectados es medio extraña y no termina de convencer o de dar miedo incluso, como si lo puede dar un zombie. Y por momentos la iluminación es un desastre, como en la escena final. En resumen, "Patient Zero" es un filme desastroso a nivel guión, con muy poca acción y suspenso sumándole poca profundización y desarrollo de varios personajes pero que quizás se hace entretenida para la gente fanática de este género. Paciente cero 

Muerte en el Nilo

Crimen Drama Misterio
6.6

Vuelven las pesquisas del célebre detective Hércules Poirot. Esta vez, durante un viaje en crucero por el Nilo, Poirot deberá investigar el misterioso asesinato de una joven heredera sin explicación aparente. Esta secuela de Asesinato en el Orient Express (2017) es la adaptación de la novela Muerte en el Nilo (1937) de Agatha Christie.... Muerte en el Nilo Critica: Secuela de la correcta (y muy entretenida) asesinato en el Orient express (2017) y que, sinceramente, creo que supera, por poco a su predecesora. O yo, al menos, me lo he pasado mejor. Me explico. En líneas generales, considero a esta secuela bastante continuista con su predecesora. No por la trama (no es necesaria ver la otra para entender esta, aunque si hay algunos guiños) sino porque básicamente las claves, y los puntos fuertes y débiles se sitúan, más o menos, en los mismos lugares. Por el lado bueno, nos encontramos con una película muy bien dirigida. Es obvio que Kenneth Branagh sabe perfectamente lo que hace tras la cámara y aquí, aunque creo que hay un exceso de Cromas egipcios (se habría agradecido, viendo el presupuesto, más rodaje en el país de las pirámides), se las apaña para volver a hacer planos muy bonitos visualmente (en general, lo visual me ha parecido potentísimo, algo que comparte con la anterior), algún que otro traveling siguiendo a los personajes en paralelo al barco y un homenaje (y muy chulo por cierto) en forma de plano secuencia inicial a senderos de gloría. Además, esa apertura le sirve a la cinta para indagar un poco más en cómo es Poirot, algo que yo particularmente he agradecido y que quedaba un poco cojo en el Orient Express. Por otro lado, todo lo que envuelve a la segunda mitad de la cinta es positivo en cuanto al manejo de tensión (algo en lo que supera ampliamente a la primera, donde flojeaba un poco en ese aspecto) y se siente realmente como una carrera contrarreloj para resolver este caso que se plantea en el lujoso crucero que surca el rio Nilo.... Muerte en el Nilo